jueves, 1 de abril de 2010

FELIZ 23º CAMINO
El tiempo pasa
para todos nosotros,
todos avanzamos
por un camino u otro.

Caminamos por un camino
de ríos encadenados,
podemos elegir río
pero no podemos pararnos.

Aunque queramos detenernos
el agua sigue moviéndose,
cualquier río en el que estemos
arratrará nuestro cuerpo.

Es una corriente
que no podemos detener,
sólo nuestra mente
puede retroceder.

Retroceder a campos verdes,
retroceder a cielos azules,
a momentos más felices,
a más alegres y dulces.

A lo largo del camino
vemos muchos paisajes,
algunos llenos de niños
otros con poco más que aire.

Cada uno veremos
distintos entornos,
pero en algunos momentos
estaremos nosotros.

Ambas en un tramo
pasado por el río,
parte de un pasado
gracias al que sonrío.

Esas son las etapas
que debieran importar,
pues son tus miradas
las que me han hecho soñar.

Soñar que podía sonreír
a cada momento del día
pues podía ser feliz
con solo tu compañía.
Soñar que podía
hacia adelante continuar,
hacia la izquierda, derecha
siempre felicidad.
Pues caminos distintos
daban igual
estando tú
para la tristeza ahuyentar.

Por eso y por mil más,
te deseo de corazón
puedas hoy disfrutar
y el 23º camino
de una ruta de felicidad.
Publicar un comentario