lunes, 16 de julio de 2012


Quiero yo crecer
como la montaña
hasta lo más alto.
Quiero yo poder
trepar a la copa
del manzano.
 
Quiero yo alcanzar
los frutos de ese árbol,
poder mañana plantar
semillas con mi mano,
recibir de ellas brotes
con cálidos colores,
para con fuerza y experiencia
cuidar sus acordes.
 
Quiero yo llegar
hasta donde no hay más
al límite de mí misma,
a la cumbre de la habilidad,
al límite de mi potencia
y de mi capacidad
para guiar pequeños,
para en sus caminos
poderlos ayudar.

Publicar un comentario